21/07/2016 | ACTIVIDADES DE DIVULGACIÓN
Químicos a la escuela visitó la Escuela N° 2 Bernardino Rivadavia
Integrantes del grupo de Bioanalítica estuvieron este 30 de junio en el establecimiento compartiendo experiencias con los alumnos
Alumno participando de las actividades desarrolladas. Foto: Gentileza INQUISAL.

En una nueva edición de Químicos a la Escuela, integrantes del grupo de Bioanalítica de nuestro instituto visitaron este jueves 30 de junio la Escuela N° 2 Bernardino Rivadavia de la ciudad.

 

Iniciando las actividades de 2016 la Dra. Noelia Martinez y las Becarias: Evelyn, Marin Barroso; Maria Luz, Scala, Victoria Aguilar Medawar y Cristian Moreira del grupo de Bioanalítica dirigido por el Dr. Julio Raba, estuvieron a cargo de la primera actividad de Químicos a la Escuela. Esta actividad fue pensada desde el instituto para generar vínculos entre la institución y los chicos en edad escolar y fortalecer la promoción científica que desarrolla el INQUISAL con la comunidad.

 

 

Las actividades iniciaron con la presentación del instituto en las palabras de Natalia Asensio, secretaria del INQUISAL, quien además brindo información sobre la Facultad de Química, Bioquímica y Farmacia (FQBF) y sus carreras. Seguidamente el grupo de Bioanalítica desarrolló tres experiencias para demostrarles a los alumnos de 5to y 6to grado, la presencia de la química en la vida cotidiana.

 

La primera que se realizó fue “Sangre Artificial” donde los chicos se sorprendieron al observar como un compuesto se transforma en “sangre”, mediante la reacción de reconocimiento de hierro con tiocianato, se genera un complejo color rojo que se asimila a la sangre.

 

Para continuar, se les enseño a los alumnos a elaborar con materiales simples como la plasticola, una “Pelotita saltarina”, para esto se pidió la colaboración de dos chicos y se les explico que la plasticola está compuesta por acetato polivinílico que en presencia de borato de sodio se entrecruzan las cadenas del polímero dando una estructura elástica que revota al arrojarla al piso.

 

Para concluir, se demostró la presencia de la “Química en la cocina”, utilizando un indicador casero como es el repollo morado, para el reconocimiento de los alimentos ácidos, neutros y básicos. La experiencia consistió en mezclar el extracto obtenido del repollo, que son las antocianinas y alcohol etílico. De esta forma el ensayo se realizó con los alimentos: limón, leche y bicarbonato, mediante los cuales al ser mezclado el extracto obtenido con los alimentos pudieron observar la variación de color, virando al rosa para los ácidos y verde para los básicos.

 

Cabe destacar que a través del juego la Dra. Martinez Noelia, interactuó con los alumnos entre cada experiencia para estimular la participación de los chicos.

Imágenes
cerrar
Últimas entradas
16/08/2018
En el acto de celebración habrá un homenaje su primera directora, la Dra. María Sofía Giménez.
27/07/2018
El capacitador fue el doctor Federico Arena, investigador del CONICET.
16/07/2018
Cada caso de transferencia de tecnología del CONICET debe cumplir con una determinada normativa y/o procedimientos atinentes.
04/07/2018
En base a las necesidades y oportunidades de desarrollo científico en el sector se creó un espacio que propiciara la interacción y el intercambio.
21/06/2018
Se encuentran habilitadas las bases para el nuevo llamado a Becas 2018, con un total de 2.800 cupos.